Valencia Opinión Revista - Noticias de la Comunidad Valenciana y sus pueblos

Fabra, arropado por el ex presidente, defiende el legado de Camps

David Lozano

Ni ha habido intrigas, ni se han registrado ausencias el discurso de investidura del nuevo president de la Generalitat, de poco más de media hora, tampoco ha tenido sorpresas.

Con mucha expectación se aguardaban los instantes previos a la hora prevista para la cita parlamentaria de este martes en Les Corts. Era una jornada grande, similar a la vivida hace apenas un mes, que tenía su única razón en el discurso de investidura del nuevo presidente de la Generalitat, Alberto Fabra, que hace ya el número cuatro de jefes del Consell del PP (tras Eduardo Zaplana, José Luis Olivas y Francisco Camps). Las miradas, además de en el de Castellón, estaban puestas sobre su antecesor, Camps, del que incluso se había llegado a decir que no acudiría a la sesión. Nada más lejos de la realidad, a las 10 de la mañana hacía su entrada en el parlamento valenciano, arropando a Fabra, y junto a pesos pesados del PPCV como Sonia Castedo, Rita Barberá, Paula Sánchez de León, Alfonso Rus o Rafael Blasco. Todos ellos fueron recibidos por la mesa de Les Corts, con su presidente Juan Cotino a la cabeza. La jornada entonces comenzaba de manera puntual y poco ha poco se fue despejando la incóginta del discurso de Alberto Fabra. Corto, poco más de media, continuista y con gestos de "admiración" para con Francisco Camps. Esta puede ser una síntesis de una alocución que ha comenzado afirmando que "expreso mi admiración por un valenciano honesto, valiente y honrado, por el molt honorable presidente Camps". Inmediatamente después ha querido destacar que la Comunidad Valenciana ha avanzado mucho gracias a la gestión de Camps -que le agradecía sus palabras desde su nuevo escaño-, unas palabras que han provocado los aplausos en la bancada del PPCV y que han culminado con el colofón de Alberto Fabra: "President, siempre serás Molt Honorable". Poco después el nuevo presidente, que será proclamado el jueves, ha reclamado los "principios del PP a la hora de gobernar, que son los principios de Francisco Camps". En cuanto a los ejes programáticos, el de Castellón quiere aumentar la competitividad con ayudas a emprendedores, el aumento de la dimensión del tejido empresarial y el compromiso de no subir impuestos. Defiende la permanencia de los servicios sociales "fomentando la colaboración con la iniciativa privada". Anuncia una reducción del tamaño de la Administración autonómica con la "eliminación de duplicidades". Fabra apoya el plan de ajuste que permitirá el ahorro de 700 millones de euros. El programa que anunciara Camps persigue: reordenar las plantillas de las Consellerias centralizar el sistema de compras aumentar el control del gasto en cada departamento ajustar el sector público a las actuales necesidades plan sobre el gasto farmacéutico para atender a los pagos medias para el uso racional de la energía. El nuevo presidente también respalda la creación de una "Corporación Pública" del entramado empresarial que aunará a todo el sector público valenciano. El organismo se creará antes de la presentación de los presupuestos de 2012 y reestructurará la dimensión y las funciones de las empresas públicas. Alberto Fabra ha dicho ser un defensor del "consenso diario" y por ello ha querido tender una mano a la oposición. Sin embargo, el secretario general del PSPV, Jorge Alarte, en su primera alocución ha centrado el "cara a cara" en hablar de Camps e insinuar que Fabrá "está controlado" por el ex presidente. Ha llegado a decir Alarte que el nuevo jefe del Consell "es más de lo mismo pero peor explicado". Un previsible enfrentamiento, de momento de guante blanco, que sin embargo no presenció Francisco Camps que abandonó el hemiciclo parlamentario segundos antes de que el líder de los socialistas valencianos hiciera uso de su palabra.


5 Opiniones
  • Leandro

    27.07.2011

    Qué pena que haya tenido que sacrificarse Camps y mientras los que se comparaban y referenciaban a él cuando eran preguntados por delitos de ALTA TRAICI"N siguen ahí, riéndose y disfrutando del espectáculo creado por esa justicia manipulada por y para su propio servicio. UNA VERGENZA sociatas.

  • Antonio

    27.07.2011

    Ahora ya estarán contentos los sociatas.

  • Pedro

    27.07.2011

    Por lo menos tienen un plan de contención o incluso reducción del gasto...Pero como no sabemos cuánta es la deuda, sirve de poco concoer un dato sin tener el resto. Es como si te dicen: "5"5 millones de parados hay en Expaña...", pero no te dicen el total de la población activa. Estamos en las mismas: si no te dicen el total y la parte no puedes hallar el dato relativo, que es lo que te sirve realmente.

  • Joan

    27.07.2011

    Un plan de ahorro de 700 millones durante cuánto tiempo...Es que el discurso de todo político debería ser: "hemos recortado el gasto en..." "Hemos ahorrado en tanto o cuanto..." y no:"hemos invertido más que nunca!!"...como si eso fuera bueno. El problema de todo esto es que ahora no se pude gastar y gastar...Hay que recortar y recortar, porque gastar en base a incremento de la deuda es un error gravísimo.

  • Merche

    27.07.2011

    A mí lo que me gustaría saber es a cuanto asciende nuestra deuda.

Dinos lo que piensas, deja tu comentario
27352 + 1

Campos obligatorios (*)

El email no será publicado.

Por seguridad, toda etiqueta HTML será reemplazadas a texto