Valencia Opinión Revista - Noticias de la Comunidad Valenciana y sus pueblos

El Movimiento cívico es posible

Pío Moa

El éxito de la manifestación convocada por Alcarazéxito a pesar del boicot de la mayoría de los medios y de los grandes partidos (la presencia de algunos políticos del PP no representaba a ese partido) revela, una vez más, la posibilidad de articular el descontento social en un amplio movimiento cívico, que por ahora se expresa de modo casi totalmente espontáneo. Solo dos pequeños partidos la han apoyado, Ciudadanos por la izquierda y AES por la derecha: está por ver si esos embriones crecerán frente a un bipartidismo actual que no tiene por qué ser malo en principio, pero que en España ha llegado a serlo. En todo caso hacen falta líderes (Alcaraz ha demostrado que lo es), programa y organización.

El programa debe basarse, como decía, en la regeneración democrática y en la soberanía de la nación española. Esta última está atacada no solo por unas autonomías sin control, que se van transformando, por "segunda generación", en estados asociados, sino también por la deriva de la UE, que intenta anular las soberanías nacionales y avanza en esa dirección, como ha mostrado claramente la ultrajante "visita de inspección" de Merkel y su equipo al gobierno pro terrorista que está llevando a España a la ruina en todos los terrenos.

Creo que la primera propuesta en cuanto a la regeneración es la garantía de la independencia judicial, cada vez más bastardeada por los enterradores de Montesquieu. He aquí un primer punto programático.

En cuanto a la organización, sería buena una diversificación en asociaciones que se ocupen de trabajar sobre cuestiones concretas. Ya van surgiendo en muchos lugares. Propongo ahora una sobre Gibraltar, por el alcance político que tiene el problema y que rehúyen todos los politicastros actuales.

Blog, Lead: Por la parte que me toca, trato de mantener informados a mi círculo de unas 20 personas (que, a su vez, se ramifican con otros contactos) de esa versión de la historia de España no complaciente con los ridículos (pero muy extendidos y aceptados) mitos progre-socialistas. En términos generales, puedo dar fe de que la siembra va produciendo abundante cosecha.

Con unos cuantos miles de acciones semejantes, la opinión pública iría cambiando. Podría crearse incluso una "Asociación para la defensa de la verdad histórica", o cosa por el estilo. Pues es de la bien subvencionada falsificación de la historia de donde saca el PSOE gran parte de su fuerza política.

"El País" y "Público" pasan de las víctimas. Porque son proetarras. O prosocialistas, que viene a ser lo mismo. Vean también al PP: "La consigna en el PP de cara a la manifestación de víctimas de este sábado a las cinco de la tarde es clara: no se va y punto". La actitud hacia el terrorismo es decisiva para calibrar a nuestros repulsivos políticos. Bien, muy bien por Ciudadanos, que sí la ha apoyado!

"Por Dios, qué es esto! ¿Por qué? ¿Porque me llamo Garzón?" ¿De qué tiene más este hombre, de vanidoso o de hipócrita? ¿Nos toma por tontos o ha llegado a serlo él mismo, con lo listillo que parecía? Teniendo en cuenta la degradación de la justicia, no me extrañaría que el individuo se fuera de rositas, y también Mr. Faisán.

Me hace observar un lector que en los actos del PSOE, al revés que en las izquierdas normales europeas, nunca ponen la bandera nacional. En cambio suelen aparecer la roja del GULAG, la grotesca bandera anticonstitucional "republicana", y suele cantarse el himno también del GULAG. Un partido antiespañol y pro totalitario, en suma. Porque los símbolos no son naderías, contra lo que algunos creen: revelan más que cien discursos.

Dice la Pajín que los medios críticos hacia el gobierno "crispan". Está muy bien que la crispen a ella y a su gobierno corrupto y colaborador con banda armada. Ellos crispan al país con su arbitrariedades delictivas y antidemócratas. Está claro que preparan el terreno para silenciar a quienes displazcan a tales delincuentes. Llevan dentro el espíritu totalitario, que no abandonaron cuando renunciaron --solo un poquito-- a Marx.


0 Opiniones
Dinos lo que piensas, deja tu comentario
11309 + 1

Campos obligatorios (*)

El email no será publicado.

Por seguridad, toda etiqueta HTML será reemplazadas a texto